Guillermo Serrano y Paco Suárez «Talento e intuición para La última batalla»

60 sillas esperan a 60 espectadores. Las paredes son ladrillos pintados de negro, el suelo hormigón y el bajo techo de madera por el que danzan, saltan, y gimen los malditos. La función de las 21 horas. “La última batalla” tiene hora casi bruja, una hora antes de las 12 de la madrugada. Clitemnestra reposa en el cuerpo de un tipo atrayente, alto y de voz seductora, por fuera hombre, por dentro mujer, corazón de Agamenón. El sótano del Teatro López de Ayala saca las entrañas de un texto de Esquilo. Las 700 butacas vacías de arriba enmudecen la dramaturgia que se cuece abajo.

Un monólogo, una ceremonia nipona, un grecolatino. Un autor, un director y un actor. Manuel Tirado, Paco Suárez  y Guillermo Serrano. Núria Espert, la musa del teatro español los vigila muy de cerca. No hace falta que se suba el telón, la batalla de la mujer en el teatro no hay guerra que la pueda homenajear.

paco-suarez-y-guillermo-mun%cc%83oz13

¿Cuándo surge la idea de desenterrar este personaje clásico entre los dos?

Paco Suárez- Surge hace dos años con Manuel Tirado, que es el autor del texto, fue jefe de prensa en mi etapa como director artístico del Festival de Teatro Clásico de Mérida. Siempre hablamos de teatro griego, y un día le dije que me parecía desconcertante que ningún otro dramaturgo griego tocara el tema de Clitemnestra, la mujer de Agamenón, donde sólo aparece en la Orestíada de Esquilo y desaparece para siempre. Y mira que todos los autores reconstruyen personajes, y le propuse a Manolo ¿Por qué no escribes un monólogo de lo que hace Clitemnestra una hora antes de que llegara Agamenón? El resto viene sólo, conocí a Guillermo, y después de cuarenta años el olfato no falla, y supe que él debía de encarnar este papel. Me encantó su voz y la mirada.

 

Guillermo para ti este escenario no es nuevo…

Guillermo Serrano- No, es la segunda vez que vengo como actor formado, hace cuatro años vine con Ay Carmela, en la época amateur con Memé Tabares si veníamos con asiduidad.

 

paco-suarez-y-guillermo-mun%cc%83oz7

En esta ocasión con un monólogo de un personaje femenino y en el sótano del Teatro

Guillermo Serrano- Yo creo que hemos subido…[Ríe]…

Paco Suárez- Se trata de una hora donde Clitemnestra se confiesa y hace un pliego de descargos de todo lo que le ha pasado a esta mujer durante toda su vida hasta que conoce a Agamenón. Tras revisar, estudiar y manejar el texto sacamos una conclusión de este monólogo: Amo a quien odio. Es ahí donde encontramos el tema y la carne de todo el espectáculo. Un retrato de una mujer ninguneada, maltratada, humillada por un hombre y cómo decide matarlo.

paco-suarez-y-guillermo-mun%cc%83oz8

Es un tópico…pero todo está ya recogido en los clásicos y en permanente vigencia…

Paco Suárez -  …todo está contado en los clásicos, sobre todo porque contienen toda la esencia del mismo teatro. Autores de la talla de Shakespeare, Calderón de la Barca o Eugene O’Neill son grecolatinos, toman y retoman los textos del teatro griego y latino. Como gitano veo en este teatro el sentido primitivo, la parte esencial del teatro que permite que las historias cobren vida de manera completamente diferente.

 

“Tras revisar, estudiar y manejar el texto sacamos una conclusión de este monólogo: Amo a quien odio”

 

¿Qué mecanismos utilizáis para trabajar juntos este monólogo?

Guillermo Serrano-  Es una cosa que se activa una vez que tienes el texto formado, cada proyecto tiene unas necesidades y la filigrana de este montaje no implica términos de coreografía elaborados ni puesta en escena que requiera la mano de un director que se encargue de lo global. Este es un trabajo muy fino y los mecanismos son sólidos y directos entre el autor, el director y el personaje.

¿Guillermo que te aporta Paco en este montaje?

Guillermo Serrano -  Paco me ha dado confianza, un feedback estupendo y este tipo de proyecto encaja de manera cojonuda con tipos de la altura de él. Tenerlo cerca cada minuto del día centrado en el actor es para gozarlo. El trabajo vital consistía en construir al personaje y cargarlo de razón y humanidad. Salir de la tinta china para tocar al público

 paco-suarez-y-guillermo-mun%cc%83oz1

Y Paco  ¿Qué reto te supone dirigir a Guillermo en este monólogo?

Paco Suárez – Supone un reto enorme. Jamás he dirigido un monólogo, estoy acostumbrado a trabajar con quince o veinte actores, es algo nuevo que me ha llamado la atención descubrir el trabajo con el actor, con Guillermo. Cada palabra, cada gesto, cada bloque del montaje debe estar al milímetro para no romper el ritmo. Cualquier gesto, cualquier movimiento que no estuviera medido no ha funcionado. Trabajarlo con Guillermo ha sido gratificante en este aspecto, es muy disciplinado…[Ríen].

 

¿Disfrutáis o sufrís con el teatro?

Paco Suárez – Yo disfruto, he vuelto a recuperar mis motivaciones después de veinticinco años, disfruto y estoy seguro, sé que Guillermo lo va a sacar adelante.

Guillermo Serrano – Yo si estoy cagao…[Ríen]…pero necesito esa sensación porque realmente estamos pariendo una cosa que es creación artística. La creación puede calar o no, pero disfrutamos con cada proyecto como el primer día.

…además un monólogo de esta enjundia te tiene que motivar…

Guillermo Serrano- …evidentemente, me pone, a mayor riesgo mayor disfrute si va todo bien.

paco-suarez-y-guillermo-mun%cc%83oz11

Esta obra a simple vista es arriesgada, ¿Cómo explicas que sintamos compasión por una asesina?

Guillermo Serrano- La clave de nuestro objetivo como artistas con este proyecto es que la gente se apiade de un asesina, pero se va a rendir, aunque sea contradictorio y como decía Paco, por el verdadero amor que Clitemnestra siente por su marido Agamenón. Esto es lo que va a generar ese conflicto maravilloso que en el teatro sí que puede ser representado.

Paco Suárez- La historia de antes no tiene nada que ver con la contemporánea, es decir, la historia de Clitemnestra reivindica sus derechos como mujer, en la obra llega a decir que ella es una mujer con corazón de hombre y que como hombre tiene derecho a realizar lo que está encomendado.

 

“La clave de nuestro objetivo como artistas con este proyecto es que la gente se apiade de un asesina”

 

En este filo tan sutil dentro de la obra ¿Cómo se muestra a este personaje sin cortapisas para que el público pueda quedarse atrapado en la representación?

Guillermo Serrano- Nosotros no hemos despreciado al público utilizando los artificios del teatro, nosotros hemos desnudado lo que son los hilos del teatro y hemos presentado a un hombre que no va a trabajar el transformismo, no vamos a hace un Dustin Hoffan en Tootsie, pero vamos a intentar decirle a todos los espectadores que nosotros como hombres hemos comprendido a esta mujer, a partir de ahí verán una mujer por dentro.

 paco-suarez-y-guillermo-mun%cc%83oz10

Del Festival de Teatro Clásico de Mérida a esta pequeña sala, este sótano…

Paco Suárez – A nivel de comunicación la diferencia es tremenda, en el Festival de Mérida tiene que plantearte otro formato que aquí. Esta obra supone volver a mis principios, donde teníamos que pedir atrezzo, luces, asientos, crear de la nada una obra por vocación pura y amor por el teatro. Los inicios con la creación de la compañía Diego Sánchez de Badajoz, la primera compañía profesional de la región, con Beli, Pepa Buena, Juan Carlos, cobrando sólo la gasolina para ir a la función. Ahora vuelta a empezar.

¿Empezar en Extremadura?

Paco Suárez – No. Vuelvo a Madrid, tengo previstas dos obras allí y otra en Portugal. Aquí no me llaman y necesito activar mi dramaturgia. Paco Muñoz, como consejero de Cultura de la Junta de Extremadura y Mario Gas son los que han apostado por mí y los que han hecho que mantenga la conexión con esta tierra. La nueva directora del Teatro Español, Carmen Portaceli, y Álex Rigola de los Teatros del Canal me han abierto las puertas en cuestión de minutos en Madrid. Se agradece poder volver a dirigir sin tener que rogarlo.

paco-suarez-y-guillermo-mun%cc%83oz15

Hablando de obras por estrenar y aunque eres muy joven aún, ¿Qué obra tienes que representar antes de irte de este mundo?

Guillermo Serrano– Me tengo que morir después de hacer La vida es sueño y hacer Segismundo con mi madre en primera fila…[Ríe]…un personaje que como dice Carles Alfaro nadie puede interpretar a Segismundo. Pero ese es el reto creativo.

La creatividad en este país cuesta asimilarla…¿Cómo está la salud creativa del teatro actualmente?

Guillermo Serrano – Está en un momento asfixiante, este país es muy localista con focos muy creativos pero que no tienen la repercusión que merece. Tenemos nivel y cada mes hay una docena de buenos espectáculos.

Paco Suárez – Hemos vuelto al teatro independiente de los años 70´. La simiente de todo el teatro que se hace ahora. El IVA no tiene nombre, el 21% de IVA cultural y el porno con el 4%. No tiene sentido. Y las grandes compañías han tenido que virar a espectáculos comerciales para comer. Solamente el 4% de los actores licenciados trabaja de esta profesión.

paco-suarez-y-guillermo-mun%cc%83oz14

Para cerrar la entrevista y para seguir recomendando cultura…no lo malinterpretéis…¿qué libro queréis que os metan en el ataúd…dentro de muchos años?  

Paco Suárez – …[Ríe]…yo lo tengo claro, una sétima u octava traducción de la Odisea de Homero

Guillermo Serrano- ¡Ay Carmela! de José Sanchís.

 

“El teatro está en un momento asfixiante, este país es muy localista con focos muy creativos pero que no tienen la repercusión que merece”

 

Paco, cuéntanos para poner el broche de oro qué relación existe entre el colectivo gitano y el teatro

Paco Suárez – Existe un hombre que puso sobre el escenario la historia del pueblo gitano, José Heredia Maya, poeta, dramaturgo, catedrático, docente, y ensayista granadino. El primer gitano que hizo que los gitanos tuvieran presencia en el teatro con un espectáculo que dio la vuelta al mundo entero con la Cuadra de Sevilla con Camelamos Naquerar (Queremos hablar).

 

Entrevista. Willy López | Fotografía. Félix Méndez