Palmira Márquez «Vivir entre libros»

Extremadura, libros y periodismo

Una bronquitis y meses de lecturas en la cama. El origen de la pasión por los libros, el vórtice de una niña por entonces, destinada a ser agente literaria. Antes de llegar a verse rodeada de libros pasó muchos años en su pueblo extremeño, Granja de Torrehermosa, compartiendo paisajes siberianos y aires de periodismo, el que se respiraba con Santiago Castelo como principal Eolo. Hablamos de Palmira Márquez, la pregonera de la 38 Feria del Libro de Badajoz, la misma ciudad que le vio nacer.

Feria-Libro-badajoz-culturabadajoz-palmira-7

Vivir entre libros

Palmira vive rodeada de libros, así le gusta vivir, amor eterno con ellos confiesa la extremeña. Un amor que va más allá de lo sentimental, el libro como un modo de vida. Se considera lectora antes que escritora o agente literaria, una profesión-pasión heredada por una abuela y una madre que siempre le regalaban cuentos, libros para su lectura, pero para leer por placer, detalla Palmira.

Lo que me maravilla de un libro que cuando lo terminas desearías que el quien lo escribió fuera muy amigo tuyo y pudieras llamarlo por teléfono siempre que te apeteciera. Salinger

Feria-Libro-badajoz-culturabadajoz-palmira-01

¿Qué es un agente literario?

El agente literario quizás es el menos conocido de todos los trabajos del sector, pero es de vital importancia para dar luz a las grandes historias de los escritores. Es el que sabe identificar la calidad literaria de una obra, es el que representa los escritores con los que trabaja, el que defiende sus derechos e intereses, el que hace que sus libros sean publicados en su tierra y en otros países, que sean traducidos a otros idiomas, adaptados al cine, a la televisión, al teatro, el encargado de profesionalizar su trabajo para vivir de aquello por lo que hace.

Palmira Márquez siente que su trabajo es muy gratificante cuando su trabajo le permite descubrir nuevos talentos, nuevas voces, y puede ayudarles a que los trabajos de los escritores sean publicados y leídos.

Quién no lee a los setenta años habrá vivido una sola vida, la propia, quien lee habrá vivido cinco mil años, estaba cuando Caín mató a Abel, cuando Renzo se casó con Lucía, cuando Leopardi admiraba el infinito, porque la lectura es la inmortalidad hacia atrás. Umberto Eco

Feria-Libro-badajoz-culturabadajoz-02

Escritores y amigos

Gracias a su profesión ha podido conocer de primera mano los entresijos de novelas que le han emocionar, vivir intensamente otras vidas mientras leía, conocer a los creadores, los escritores, compañeros y grandes amigos.

Feria-Libro-badajoz-culturabadajoz-palmira-6

 

Piratería y pocos, muy pocos lectores

La pregonera de la Feria del Libro resaltó el daño que supone la piratería para el negocio del libro y todos los sectores a los que engloba. Detalló datos relevantes sobre el número de lectores en el país, la edad media de los grandes lectores, número de librerías que han ido cerrando, sectores que más leen. Los que menos leemos en Europa, apuntilló.

Un pregón lleno de sentimientos, de pequeñas lecturas de una vida decorada con libros. Un trabajo para que se den a conocer nuevas novelas, para sacar del ostracismo a los nuevos escritores y una medicina para curar el alma de la cultura, libros para ser consumidos.

Vivan con los libros, rodéense de libros, así vivo yo, entre libros, un antídoto contra la soledad. Palmira Márquez