Written by: Cara a Cara

Antonio Pampliega «Huérfanos de un Afganistán resquebrajado»

Recordamos como salía Antonio Pampliega entre aplausos y alguna que otra lágrima en la Feria del libro de Badajoz hace unos años. El reportero reconstruía el solar de las Torres Gemelas con ingredientes huérfanos de un Afganistán resquebrajado. Y de un Antonio a otro Antonio, tomaba el testigo de las conferencias Muñoz Molina. Y sin pacto entre ellos, se ligaban las historias, la ficción recreada del escritor teñida con la realidad de tintes de pura ciencia ficción del periodista, un salto crudo y certero, un escupitajo a la moral humana universal. Pampliega soltaba lastre desde los aviones que destrozarían el sur de Manhattan y Muñoz Molina recogía las cenizas del downtown como testigo directo.

Antonio Pampliega (Madrid, 1982) es periodista y escritor. Ha cubierto zonas de conflicto desde 2008. Es autor de Afganistán. La vida más allá de la batalla (2010) y coordinador de Siria. Más allá de Bab-al Salam (2013) y de Siria. La primavera marchita (2015). En 2017 publicó, en Península, En la oscuridad, en el que relata los diez meses que permaneció secuestrado por la rama de Al Qaeda en Siria. Los derechos para transformar el libro en una película han sido adquiridos recientemente por la productora Plano a Plano.

Pampliega en la encrucijada sociopolítica mundial

Afganistán es un país bastante complejo y en España se ha contado muy mal. Afganistán es importante porqué por allí pasó Alejandro Magno y por este territorio pasaba la ruta de la seda. Está enclavada en Asia central, una encrucijada muy particular. ¿Qué nos suena de este país? El burka. Pero Afganistán es mucho más que esa triste imagen, Kabul en el 1960 era un país con libertades ahora inimaginables, mujeres en la Universidad y actividades parejas a nuestro país, a pesar de estar dirigida por un rey déspota. Pero la Guerra Fría, URSS contra Estados Unidos, muyahidines en blanco y negro en el 70 que con color, ahora en el 2021 son los mismos que los talibanes.

Señores de la Guerra

“Vosotros tenéis el reloj, nosotros tenemos el tiempo. Dicho afgano que define el carácter combatiente, un sentimiento de permanencia radical. Misiles made in USA donados a Osama Bin Laden, rusos que abandonan el país y dejan su futuro en una guerra fratricida entre el 1992-96, lo señores de la guerra luchando por sus etnias y porción miserable de tierra.

Mentes enfermas. Talibanes. Estudiosos del Corán

Los talibanes entre otras cosas obligan a las mujeres a no ir al colegio, no estudiar, no trabajar, aquellas que decidían pintarse las uñas de los dedos sufrían amputaciones. Nada de tacones, salir con ellos a la calle excita, según la mente enferma de estos tipos, a los hombres.

La historia se repite

Pero hay un momento en el que los talibanes entran en nuestras casas, en el 2001, estaban en el poder desde el 1996, pero la destrucción de los budas gigantes de Bamiyan con 1500 años de historia, nos dieron un toque de atención. El pasotismo de los Estados Unidos ante esa situación, dio un vuelco aterrador, el 11-S en Nueva York.   El resto es historia y la historia se repite.

Willy López | Fotografía. Félix Méndez. Kabul-James Nachtwey

(Visited 70 times, 1 visits today)

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Share via
Copy link
Powered by Social Snap